Investigación VioDDHH

¿Que instituciones realizan investigaciones de violaciones de derechos humanos?

La investigación de violaciones de derechos humanos es una obligación del Estado que se encuentra específicamente conferida en el artículo 102, apartado B, de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos a los organismos públicos de protección de derechos humanos.

Conforme a dicho artículo, en México contamos con 33 organismos autónomos constitucionales de investigación de violaciones de derechos humanos, cuya máxima autoridad en esa materia es la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH).

Para comprender la especificidad de una investigación de violaciones de derechos humanos es necesario dar cuenta de que este tipo de investigación es distinta de una investigación de un delito o una investigación administrativa. Es importante comprender que son diferentes tipos de investigación porque durante muchos años una gran cantidad de actores políticos, institucionales, de la academia y de la sociedad civil han confundido una investigación penal con una investigación de violaciones de derechos humanos. Así, por ejemplo, podían decir que llevaban casos de violaciones de de derechos humanos cuando lo único que realizaban era llevar la investigación penal ante los ministerios públicos.

Violaciones de derechos humanos, delitos, faltas administrativas

Tanto las violaciones de derechos humanos (VioDDHH), como los delitos y las faltas administrativas son hechos ilícitos, sin embargo, no todos son iguales. Para ilustrarlo, esquemáticamente podemos decir que:

  1. Hay VioDDHH que no son delitos ni faltas administrativas.
  2. Hay delitos que no son faltas administrativas ni VioDDHH.
  3. Hay faltas administrativas que no son VioDDH ni delitos.
  4. Hay VioDDHH que son delitos, pero no faltas administrativas.
  5. Hay VioDDHH que también son faltas administrativas, pero no delitos.
  6. Hay delitos que son faltas administrativas, pero no VioDDHH.
  7. Hay VioDDHH que son delitos y también faltas administrativas.
Relación entre tipos de hechos ilícitos: VioDDHH, delitos, administrativas.

Cada uno de estos tipos de hechos ilícitos tiene autoridades específicas que los investigan:

  1. Las VioDDHH son investigadas por las comisiones de derechos humanos.
  2. Los delitos son investigados por los ministerios públicos.
  3. Las faltas administrativas son investigadas por los órganos de control interno y las contralorías generales (autoridades estatales) o Secretaría de la Función Pública (federal).

De igual forma, cada investigación se enfoca en diferentes cosas. Por ejemplo, la tortura que es tanto VioDDHH como delito se investiga de formas diferentes. Esto obedece a varias razones, pero la principal es que mientras una investigación de VioDDHH tiene por objetivo reparar el daño –y por tanto se enfoca fundamentalmente en la víctima–, una investigación de delitos (como también las investigaciones por faltas administrativas) tiene por objetivo sancionar –y por tanto se enfoca fundamentalmente en la persona que fungió como victimaria–. Así, mientras un enfoque es reparador, el otro es punitivo.

Desde Efecto Útil, al enfocarnos en revisar instituciones de derechos humanos en este rubro, nuestra prioridad es verificar que las investigaciones de VioDDHH: a) se realicen, ya que en muchos casos ni siquiera se realizan; que cuando se realicen b) se hagan conforme a los estándares que deben seguir; y c) que se documente el daño y se solicite apropiadamente su reparación.

El resultado de una investigación de VioDDHH en México es una recomendación por disposición constitucional. La poca emisión de recomendaciones por parte de las comisiones de derechos humanos (como la CNDH o la CDHDF-CDHCM) es el principal indicador de que usan las recomendaciones de forma selectiva, favoreciendo, así, quienes dirigen las comisiones, sólo los casos (y las víctimas) que por razones extra-jurídicas desean o aceptan posicionar en el ámbito público, generando un trato de víctimas de primera clase y víctimas de segunda y, con ello, una “elitización” en los derechos humanos.

Las recomendaciones se caracterizan por ser no-vinculantes. Aunque han habido reiteradas propuestas para hacerlas vinculantes, esto no sería lo apropiado, dado que el derecho humano que realizan las recomendaciones es el derecho a una investigación de VioDDHH que tienen las víctimas de esas violaciones, a fin de tener una reparación del daño por ellas (ya que en la recomendación se debe solicitar esa reparación). La investigación de VioDDHH, en sí misma, es la principal obligación de las comisiones de derechos humanos. De esas investigaciones derivan sus recomendaciones cuando se acredite que efectivamente sucedió dicha VioDDHH. Si se hicieran vinculantes, entonces se generarían diversos problemas, como la generación de algunas funciones equivalentes a las que se realizan con el juicio de amparo. Esto implicaría consecuencias inapropiadas, derivado de que son autoridades de diferente naturaleza. Lo que sí puede realizarse es que las recomendaciones se puedan volver vinculantes una vez que fueran aceptadas por las autoridades responsables, pero no pueden ser vinculantes per se, salvo que se asuma generar efectos sistémicos que serían aún más complicados de resolver.

Lo relevante, en realidad, es articular las instancias de investigación (comisiones de derechos humanos) con las instancias jurisdiccionales (como es el juicio de amparo), a fin de que cada tipo autoridad realice sus actos de acuerdo a su naturaleza específica, puesto que las autoridades de investigación tienen aspectos no compatibles con las autoridades jurisdiccionales, por lo que la naturaleza de sus actuaciones y derechos humanos asociados son, necesariamente, diferentes. Esta diferencia, sin embargo, puede articularse apropiadamente si se sigue el orden: autoridad de investigación -> autoridad jurisdiccional, por lo que en realidad habría que pensar en cómo realizar la integración de las investigaciones de VioDDHH en los procesos jurisdiccionales; y cómo sería la relación entre ambos tipos de autoridad con las autoridades responsables.

#NoMásTratoSelectivo

Dado que existe un fenómeno prácticamente generalizado entre las comisiones de derechos humanos de trato selectivo por el cual sólo se investigan unos pocos casos, mientras que la inmensa mayoría reciben un trato deficitario (o subestándar), hemos tenido necesidad de documentar los términos genéricos en que estas instituciones funcionan mal, a fin de poder explicar las razones de esta situación y generar estrategias que les sirvan a las víctimas para superar el trato selectivo. Por ello, hemos adoptado en forma de hashtag el lema #NoMásTratoSelectivo

A partir de que comenzamos a trabajar en estos términos, algunas otras organizaciones se han sumado, y otras más, por su lado, han recobrado el espíritu crítico respecto de la forma de funcionamiento de las comisiones de derechos humanos. Esto nos alegra y lo saludamos.

Debido a la situación operativa de Efecto Útil, en este momento hemos trabajado principalmente en torno a la CNDH y a la CDHDF.